VacúnateYa!

Foto: carlos huamán

Última Conexión: Un cuadro a doble lienzo [Editorial]

Dúo electrorock participará en tributo peruano-argentino por los 40 años de Indochine

Publicado: 2021-05-26

La primera vez que escuché “Atrapada en los recuerdos”, con desgarradora súplica a la realidad, pude entender que por esa música transitaban otras especies más allá del pop. Emotivo, prolijo, lleno de historias sin resolver, así fue el primer álbum homónimo de Última Conexión, dúo fundado por los compositores Ana Alvarez (voz y guitarra) y Jim Bravo (bajo). Esta columna es antiética porque fui su mánager, pero a estas alturas de mi vida qué mierda me importa. Con ustedes, el artista de rock y pop con base electrónica que se apodera del entorno digital y se construye con obsesiva perseverancia.

Por Carlos Huamán

Voz de mujer

El Perú es un país de doble moral y, ese doble discurso, no es ajeno en el circuito rockero. Si escuchas una buena banda, quieres que sea una BANDA, igual a; con voz de hombre. Ese bajo deseo no solo está en la cabeza de muchos, sino también de muchas. Aunque, obviamente no se escucha bien aceptarlo. Por ende, romper esa barrera, esa una tarea de relevante lucha.

Si escuchas una cantante quieres que sea apetecible, que sea sexual, porque así se mueve la industria y si tienes una banda, quieres que encaje en la consideración de “cool”, que proyecten una imagen de “malditos”, lo suficientemente real como para encender a las chicas y ser un “modelo” a seguir para los "fans" (hombres). Pero si tienes un dúo, sin ninguno de estos ingredientes ¿Qué te espera? ¿Cuál es su camino? ¿Tentar la radio de baladas?

foto: carlos huamán

Hay que complacer a los críticos

En más de 20 años escribiendo puedo decir que los críticos de rock no sirven para nada. Esa raza diferente, de aburguesados y refinados gustos (con mucha alienación anglo), es difícil de complacer, ya que son felices solo cuando una banda o solista les suena “indie”, pero Última Conexión no sonaba a eso, a ninguno de estos les gustaba, es que “son bien pop pues”…

Entonces, desde siempre, creo que miraron (o miramos) para fuera del Perú, las primeras acciones se dieron como único artista independiente peruano en Vevo y una entrevista en un canal de Telemundo en el que la presentadora no tenía la menor idea de quiénes eran.

Pop de protesta

A pesar de la envoltura pop, Última Conexión siempre tuvo una esencia rockera. Por ello, la escena underground limeña nunca les fue extraña, les pertenecía, sobre todo del lado post punk, new wave: debutaron en “El Averno”, mítico hueco subte que existía en Quilca, en el centro de Lima.

A esas andadas, se les puede sumar su compromiso con temas con los que muchos no se quieren comprometer, Última Conexión se metía en líos no musicales, como alzar la voz frente a la violencia contra la mujer y combatir las Corridas de Toros, contenido que ningún medio publicó en Lima, aunque si lo hicieron en México, la historia ya se venía escribiendo sin que ellos se dieran cuenta.

El dúo seguía en la brega constante, incansable. El primer álbum parió por lo menos 5 videoclips de buena factura. Pero la evolución debía ser una obligación natural, tenían que encontrar un sonido que los identificara, que los ponga sobre las aguas adecuadas para navegar con seguridad y firmeza (me salió a frase de comercial político que feo).

En la piel electrorock

Un poco de rock guitarrero de 90s al 2000 y una base synth pop, proveniente de los 80s, amalgamaron el nuevo sonido de Última Conexión en singles como “Dame todas las respuestas”, “Debo despertar”, “Todos quieren controlar”, tracks que pertenecen al nuevo disco que están por lanzar.

La tragedia amorosa de sus letras parece que está cesando, para encontrarse con una actitud más combativa, hay que decir las cosas en claro, hay que hablar de la realidad, de lo que otros artistas no quieren pronunciar. El futuro parece prometedor.

foto: carlos huamán 

Pandemia digital

No hay conciertos pero ellos se han atrincherado en el entorno digital, produciendo singles, juntas colectivas musicales, brindan entrevistas casi a diario para medios digitales en Perú, Argentina y México, principalmente. Entre los souvenirs están la participación en el homenaje musical a María T-TA (ícono femenino del under peruano) y recientemente, el anuncio de su intromisión sonora en un nuevo tributo musical, esta vez dedicado a Indochine, marca que cumple 40 años de trayectoria.

El camino está trazado, ese es el ritmo, ese es el sonido. Escribirán su historia, creo que ya están en el punto de partida. Toca planificar, ser pacientes e insistentes. Estrategias convenientes para seguir pintando su música a dos pinceles, fortaleza atípica en su gestación.


Escrito por

Carlos Huamán

Melómano, crítico de rock, periodista impulsivo, opinólogo, Clown, realizador audiovisual, fotógrafo y escritor sin días de guardar.


Publicado en

#LucesDeNeón

Un lugar, una puerta cultural, una esquina de Lima para la conversa con aquellos personajes que reconocemos y merecemos conocer.